El PSOE se niega a proteger a los menores y tumba la moción del PP de enfermería escolar

Suay (PP): “Tienen dinero para subirse 100.000 euros los sueldos pero se niegan a apoyar una medida que daría cobertura a miles de estudiantes. Vergonzoso”

Burriana, 31 de julio de 2020: El PSOE demostró ayer que cuando hay interés real, hay dinero para subir las nóminas pero no para proteger a los estudiantes y escolares de Burriana. Fue a propósito de la moción presentada por el PP de la localidad que demandaba la implantación de un servicio de enfermería escolar en los centros educativos. Una propuesta avalada por miles de familias, sobre todo en un escenario que exige las máximas condiciones sanitarias, pero que el PSOE, de la mano de sus socios de Compromís, rechazaron de plano.

En julio de 2019 no tardaron en llegar a un acuerdo, PSOE y Compromís, para subirse las nóminas 100.000 euros. Un año después, en un escenario trágico en lo sanitario especialmente en Burriana, el PSOE demuestra que poco le importa la protección sanitaria de miles de menores que acudirán a los centros educativos a partir del próximo septiembre”, ha lamentado Consuelo Suay, regidora del PP en Burriana.

La moción del PP planteaba implantar en el curso 2020-21 el servicio de enfermería escolar. Dotar a los centros educativos de Burriana de esta prestación que ya está operativa en otras localidades como Benicàssim, Segorbe u Onda. Hacerlo con el apoyo de todas las formaciones políticas, como ha ocurrido esta semana en l’Alcora, donde el PP recibía el respaldo de toda la corporación a esta moción, o en Nules, donde el PSOE ayer mismo votaba a favor de esta misma iniciativa.

Sin embargo, en Burriana “ni la alcaldesa ni los concejales socialistas ni de Compromís consideran necesario este servicio que no solo lo es en una situación ordinaria, es que ahora con la pandemia del coronavirus es si cabe todavía más útil”. Para Suay, “con estas actitudes se demuestra, una vez más, que el PSOE no gobierna para la ciudadanía, sino de espaldas a ella. Negarse a implantar este servicio es demostrar que no pisan la calle ni conocen la realidad de una ciudad que ha sufrido, como ninguna otra en la Comunitat Valenciana, la tragedia del coronavirus”. “No solo son incapaces de garantizar esta prestación a través de fondos municipales, es que lo que resulta más grave es que se niegan siquiera a reclamar este servicio a la Generalitat Valenciana para que sea ella la que lo financie e implante. Una absoluta vergüenza”.

Share this...
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.